viernes, 8 de mayo de 2015

La liebre blanca, Merice Briffa







Pàmies, 2.014
Premios: ninguno.
Precio: 19,95 €
Adquisición: préstamo.









La autora

Merice Briffa es una autora australiana que estudió ballet desde los cinco años. A los diecinueve tuvo que decidir entre ingresar en la recién formada Australian Ballet Company o casarse con el hombre al que amaba: eligió el matrimonio, y nunca se arrepintió de ello. Más tarde, abrió una escuela de danza. La dirigió durante varios años, hasta que decidió venderla para dedicarse a la literatura y a viajar a través de Australia. 'La liebre blanca' fue su primera obra publicada en castellano, que forma parte de una saga.

Sinopsis

Meggan Collins tiene doce años cuando una historia de amor prohibido entre su hermana y un rico heredero provoca una tragedia en su familia. En un intento de comenzar de nuevo, su padre decide que los Collins viajen al sur de Australia, donde empezarán trabajando en una de las grandes minas del país. Pero el pasado y esa tierra indómita cambiarán la vida de los Collins para siempre.

Mi crítica

Me había hecho una idea diferente de lo que supondría la lectura de este libro: quizá esperaba más, no sé. La trama se desencadena con una tragedia que condiciona la vida de todos los personajes a partir de entonces. La familia Collins emigra desde su Cornualles natal hasta Australia en búsqueda de un futuro mejor. Secretos inconfesables, mentiras que terminan saliendo a la luz, rencores, venganzas, enemistades, lealtades a prueba de bombas... todos estos elementos serán los que den vida a la novela.

'La liebre blanca' es, sobre todo, una novela perteneciente al género romántico. Es la categoría a la que, a mi juicio, más se ajusta, por encima de saga familiar u obra landscape. Tiene rasgos propios de ambas clases, pero es, ante todo, una historia en la que el amor es protagonista. De personaje a personaje comienzan a nacer determinados sentimientos que no siempre serán correspondidos. Algunas historias terminan bien y otras, todo lo contrario. Merice Briffa juega con sus personajes al amor imposible, al amor prohibido y al desamor. Por ejemplo, enamorando a personajes de diferentes clases sociales, o uniendo matrimonios concertados en los que no hay pasión, por citar un par de ejemplos.

El estilo narrativo de Merice Briffa es correcto, sencillo y ágil, de modo que las páginas se van quedando atrás sin que uno prácticamente se percate de ello. No he terminado de conectar con la protagonista, Meggan Collins. No me ha parecido un mal personaje, pero tampoco me ha conquistado. Quizá si hubiese sentido más afinidad con ella, o su personaje hubiese sido más consistente, otro gallo habría cantado, pero no ha sido así por desgracia. Opino que los personajes podrían estar mejor configurados, pues su profundidad psicológica no es demasiado intensa. Esto provoca que la obra se quede en un plano de puro entretenimiento. No va más allá, aunque tampoco entiendo que se pretenda. Como suele suceder en las novelas evasivas, el ritmo es el perfecto en todo momento, bajo mi punto de vista: ni muy lento ni muy rápido.

Paulatinamente, la acción se va volviendo más y más intensa y extrema, hasta que llegó un punto en que ya no sabía si estaba leyendo una novela o leyendo el guion de una telenovela. Los secretos se agudizan y sus sombras se alargan, las consecuencias de las pasiones que atormentan a los personajes resultan ser un impacto en sus vidas. Me ha parecido, asimismo, que el protagonismo de Meggan cedía un tanto ante las tramas de otros personajes que dan bastante juego. Llega un punto en que no se sabe qué más puede pasar, hacia dónde va a ir la autora o qué nuevo escándalo sacudirá las existencias de estos personajes.

El final me ha parecido demasiado ideal, como de cuento, como de los mundos de yuppy. No ha sido un mal cierre para esta obra, pero definitivamente es poco creíble. Merice Briffa lo deja todo preparado para una más que posible segunda parte de la historia, ahora confirmada incluso por la editorial. En ese sentido, es comprensible que sea un final muy abierto, pero algo que nunca me termina de convencer. Así, a bote pronto, teniendo esta lectura fresca en mi cabeza, me gustaría poder leer la continuación, pero en unos meses, cuando haya olvidado parcialmente los entresijos de la trama, dudo que muestre el mismo interés por ella.

Conclusión

Tras haber leído tan buenas críticas, he de confesar que esperaba más de esta novela. Las expectativas, quizá, han vuelto a jugarme una mala pasada. Por ello, considero que es una lectura aconsejable siempre y cuando uno vaya con las expectativas justas. Una obra que entretiene a pesar de que sea dura en ciertos momentos: el hecho de que los personajes no se sientan en exceso cercanos facilita que esos pasajes menos amables se lean sin complicaciones. No sé si volveré a leer algo de la autora en un futuro. Para mi ha sido una lectura más.

Valoración: 7/10
¿Recomendada?: .

11 comentarios:

  1. Tenía ganas de leer esta novela pero ahora no sé, lo que menos me convence es ese final muy abierto, pensaba que era un solo libro
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Esta vez lo dejo pasar. No me atrae lo suficiente.

    Bs.

    ResponderEliminar
  3. Tengo pendiente su lectura ya que este tipo d elibros que mezclan estilo romántico y landscape me gusta mucho.. pero por ahora tendrá que esperar...
    Besos

    ResponderEliminar
  4. NO me atrae mucho esta vez y si además deja el final abierto para una continuación... No me animo...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. me llamó la atención cuando la ví entre las novedades pero también me dio cierta pereza.

    ResponderEliminar
  6. Aunque ni romántica, ni landscape, ni sagas son lo mío tampoco descarto que algún día caigan ese tipo de lecturas. Pero intento que sea con libros más sólidos y creibles de lo que parece que es este, así que descartado.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. No tiene mala pinta, aunque ahora mismo no me apetecen este tipo de historias, no las descarto para más adelante.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Coincido totalmente contigo, me esperaba algo mas. Le sobra romanticismo
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Si está bien pero realmente es prescindible, la tacho de la lista de pendientes.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  10. Ufff eso de telenovela me huele mal... Me parece que este no me lo llevo, además de que no me gusta la novela romántica. Besos.

    ResponderEliminar
  11. Lo del romanticismo me tira un poco para atrás...

    Besotes

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...